En Chile 21: Taller Internacional “Las relaciones bilaterales entre Chile y Bolivia”

Publicado : 18 Diciembre, 2009 en Portada

Durante el jueves 17 de diciembre se desarrolló el taller Internacional: “Las relaciones bilaterales entre Chile y Bolivia”, en la Fundación Chile 21, con importantes panelistas de ambos países. Por la nación altiplánica participó Jorge Lazarte, Roberto Lasema y Fernando Mayorga, y por Chile, el Director de asuntos internacionales, Marcelo Contreras y Sergio Monasterio, Gabriel Gaspar, Jorge Leiva, Carmen Tornero y María Inés Ruz.

Miradas desde Chile y Bolivia

Estado de las relaciones bilaterales y sus perspectivas en los próximos años. El impacto del gobierno de Evo Morales en la relación boliviano-chilena fue el principal eje temático sobre el cual dialogaron los representantes de Chile y Bolivia.

El diferendo entre Chile y Bolivia es probablemente uno de los asuntos de más compleja resolución en la agenda regional latinoamericana; pese a ello, en los últimos años ambos países han hecho esfuerzos conducentes a un acercamiento que puede ser calificado de inédito.

Los gobiernos de Michelle Bachelet y de Evo Morales han establecido un diálogo bilateral sin estridencias en base a la discusión de una agenda que incluye temas de difícil resolución como el marítimo, y que ha tenido algunos logros como el preacuerdo del Silala.

Sin embargo, también se ha alertado y pedido que se controlen las expectativas mediáticas y de la opinión pública en la medida en que es un tema de difícil abordaje y que en el pasado ha llevado a malos entendidos que han distanciado cíclicamente a ambas naciones.

Al mismo tiempo, la culminación de los periodos de ambos Presidentes abre un espacio de incertidumbre que se debe analizar con detenimiento, tanto porque habrá un nuevo mandatario en Chile —sea quien sea el ganador de las próximas elecciones—, cuanto por el hecho de que las expectativas que se han creado podrían ser excesivas y no ser totalmente satisfechas.

En este escenario, no es probable que existan soluciones inmediatas o en el corto plazo, y sólo a través de una comprensión cabal de la multidimensionalidad del problema y conociendo las posturas divergentes que existen, es posible comenzar a repensar imaginativamente futuros escenarios auspiciosos.