Gloria de la Fuente: “La expectativa era llegar al menos con el PS y el PPD, no fue posible, pero aquí de todas maneras hay una convicción”

Publicado : 01 Marzo, 2017 en Portada, Prensa

| Por Ángela Chávez M.  | Publicado en Diario Financiero.cl – {www.entornointeligente.com} el 13/02/2017 |


La cientista política Gloria de la Fuente reparte por estos días sus jornadas entre la dirección ejecutiva de la Fundación Chile 21, terminar su tesis para lograr el grado de Doctor en Ciencias Sociales de la Universidad de Chile y su rol en el equipo del precandidato presidencial y ex gobernante Ricardo Lagos, donde contribuye desde su experiencia con propuestas en materia de participación, transparencia y calidad de la política.

Previo a tomarse unos días de descanso, abordó con DF el momento de la campaña del ex mandatario y de lo que podría esperarse en marzo.

– ¿Cómo llega Lagos a las primarias del 2 de julio? Las encuestas muestran que está estancado en el 5% y Guillier sigue creciendo.

– Primero, una nota sobre las encuestas: las que miden intención de voto no son las que tenemos ahora, que miden quién cree o le gustaría y no sobre la base de un escenario electoral dado. Lo que miden es cierto clima de opinión pública, que claro es más favorable para algunas figuras que otras. Lo otro, y pensando particularmente en la CEP que mide períodos más largos, por lo que está menos influenciada por la coyuntura, dice que el 50% de las personas -a diciembre/enero- no tenían ninguna preferencia electoral, eso no había pasado en las últimas dos elecciones presidenciales, y no sabemos cuántos de esos son electores. Por tanto, no minimizo el elemento de las encuestas, son un insumo más, pero en Chile estamos en otro debate ahora y ese es parte del desafío que nos planteamos como equipo del presidente.

– ¿Se refiere al instalar ideas?

– Sí, pero no solamente eso, porque no es un conjunto de ideas que alguien pone a volar, esto tiene expresión de políticas públicas más concretas, es lo que vamos a ver en las próximas semanas y meses en la campaña del presidente Lagos. Él presentó a un equipo de voceros en distintas áreas, que tienen la característica de no solo ser personas más nuevas en la política, sino que lideran equipos de trabajo que han estado en una especie de ingeniería de detalle en las propuestas que esbozó en su proclamación.

Entonces, se consolidan los equipos y debieran, por tanto, aparecer un poco más los voceros.

Pasó que después de su presentación partió con mucha fuerza la tragedia de los incendios y, por supuesto, que estimamos que era muy imprudente salir a discutir cualquier cosa, más aún con el oportunismo y aprovechamiento político que se vio de otros sectores. Luego, el presidente va a reforzar mucho más la agenda en regiones.

– ¿Ello atendiendo el reclamo del PPD que también pide más presencia en el equipo?

– El PPD ha tenido un rol, en el equipo programático como en el territorial, súper importante a la hora de ir tomando decisiones y de irse plegando cada vez más a la campaña del presidente. De hecho, no va a ser muy extraño que varios parlamentarios y actores relevantes del PPD, así como independientes y socialistas, se empiecen a sumar a estas actividades en regiones.

– ¿Poner el foco en ese 50% que no tendría una preferencia electoral, no es apostar por algo incierto?

– En ese 50% que no se manifiesta, donde creo que hay que llegar, hay por ejemplo gente que está muy alejada de la política, que probablemente no irá a votar; pero hay otros que probablemente están un poco desilusionados o todavía no ven cuáles son las alternativas. A esa gente tenemos que hablarle. También tenemos que hablarle a la gente joven, a las mujeres, a los estudiantes en particular.

Pero más allá de la estrategia de campaña, aquí hay una súper convicción sobre hacia dónde tenemos que caminar y que se refuerza a partir de lo que estamos haciendo ahora y no es que haya una decisión de hacer un cambio radical, que es lo que se ha preguntado harto en estos días, de que en marzo como que habrá un relanzamiento.

Lo que puede haber es reforzar lo que estamos haciendo, pero en estas líneas: consolidación de los equipos, mayor visibilidad de los voceros, y todo esto que tiene que ver con las giras regionales, donde habrá más gente acompañando al presidente.

– ¿Ello producirá un punto de inflexión, el que no sería en marzo que era cuando se esperaba que Guillier acusara una suerte de golpe -como se dijo en su momento-, con un escenario más ordenado y el apoyo del PS y PPD lo que no ocurrió?

– Por eso decía, detrás de esto hay una convicción que nos planteó el presidente desde siempre y que él va llegar al 2 de julio. Por supuesto, la expectativa era llegar al menos con el PS y el PPD, no fue posible, pero aquí de todas maneras hay una convicción, aunque tiendo a pensar que en una de esas en el PS las cosas pueden cambiar o generarse otra correlación de fuerzas.

Luego, en términos de la discusión que viene, aquí no se ha visto mucho todavía el debate de ideas, en un contexto de primarias en donde uno habla mucho más a sus adherentes y al votante que se moviliza. Esperaría verlo porque, además, a la NM le hará bien tener definiciones sobre determinadas materias, o sea, si nos vamos a casar con el royalty, decir ésta es la propuesta que vamos a levantar; si vamos a tener una posición sobre la situación de la región como el presidente lo planteó en estos días a propósito de la situación con EEUU, esperaría esa discusión, y en función de eso y del momento político particular, que efectivamente haya una inflexión.

– ¿Y cómo se revierte esa sensación térmica de que su candidatura no prende?

– Lo que hay aquí es una apuesta y una decisión. El presidente Lagos también ha sido víctima. Siendo parte de los gobiernos de la Concertación, se le cargan muchas culpas de la transición. La transición fue finalmente la construcción de muchos actores y lo he dicho un montón de veces, me siento más autoflagelante que autocomplaciente respecto a lo que fueron los gobiernos de la Concertación, pero no dejo de reconocer que hubo un montón de cosas que se hizo muy bien. Lo que pasa es que en algunas materias se pudo avanzar más.

– Escalona también reconoció que la descalificación a la obra de la Concertación es como un rayo sobre Lagos. ¿No cree que da para pensar que el escenario es más complejo de lo que se admite?

– Recalco: sintiéndome parte de los autoflagelantes y de los que tienen una mirada crítica en algunas cosas, tengo total y absoluta convicción de que aquí ha faltado una interpretación sobre los tremendos logros: pasar del 40% a cerca del 10% en pobreza no es menor, tener ingresos per cápita, incluidos los niveles de desigualdad, hacen tener una calidad de vida superior respecto de lo que era a principios de los”90.

Sin embargo, pareciera que nada de eso importa (…) Pasamos rápidamente a una cosa bien extraña, de lo que era avanzar en la medida de lo posible -por lo que significó tener a Pinochet en la comandancia del Ejército hasta el”98 y el temor permanente a la regresión- a la locura de que hay que refundar todo.

Hay una discusión intermedia que no se ha hecho. Esa es la apuesta que este país se merece y es súper coherente con lo que dicen las encuestas.Los chilenos no están esperando la revolución ni la toma de la bastilla, lo que están esperando es que en determinadas materias, que tienen que ver con derechos sociales básicos, la gente tenga garantías respecto de su futuro. No puede ser que en Chile dependa de dónde naces o el color de piel, el cómo te vaya en el futuro, éste tiene que depender de las capacidades de las personas y el Estado tiene la obligación de ponerse al servicio de sus capacidades para que esa persona pueda desarrollar su proyecto de vida, eso en salud, educación, acceso a servicios básicos, a la vivienda.

– ¿Si el PPD no alcanza a reficharse, la candidatura de Lagos peligra?

– Por lo pronto, no. Efectivamente, el PPD ha estado redoblando los esfuerzos en todas las regiones para poder reficharse y las regiones donde probablemente tiene más dificultad muestra un esfuerzo adicional. La verdad es que hasta aquí y lo hemos conversado, no veo ningún peligro.

“No creo en una presión indebida al Servel”

A modo de diagnóstico del momento político que vive el país, De la Fuente insiste en que “estamos frente a una crisis de representación”, que en nada se asemeja a “una crisis terminal”. Y pese -dice- a que “la brecha insalvable” entre ciudadanía y política “ha sido difícil de canalizar, porque incluso aquellos que se erigen como los movimientos políticos más nuevos no tienen los niveles de adhesión como para decir que aquí hay una alternativa”, advierte que llegó el momento de corregir algunas cosas. Por ejemplo, expresa, mejorar las formas de representación o incorporar las sensibilidades de la sociedad civil a los llamados órganos colegiados.

– En este contexto, ¿cómo vio la designación de Javiera Blanco en el CDE?

– Lo decía el presidente Lagos, fue una designación poco afortunada y no contribuye mucho al debate político sobre la debilidad que tenemos en las instituciones. Expone al gobierno e innecesariamente al CDE.

– ¿Y la polémica por el refichaje?

– Ha habido partidos que han tenido más dificultad, pero también creo que han hecho un esfuerzo. Lo que no creo es que haya habido una presión indebida al Servel, que está presidido por un órgano colegiado amplio. No me parece que sea una discusión adecuada esto de acusar presiones.

Noticias Relacionadas Santiago entra al podio de las ciudades más atractivas de Iberoamérica para las empresas españolas Francisco Vidal: “Para ganar la primaria, Lagos debe hablarle al 33% que pese a los problemas sigue siendo gobiernista? Récord de casi un millón de turistas llegaron a Chile en enero: argentinos subieron casi 50% CHILE: Gloria de la Fuente:”La expectativa era llegar al menos con el PS y el PPD, no fue posible, pero aquí de todas maneras hay una convicción?
– Diario Financiero