Financiamiento de la educación fue analizado en seminario en Chile 21

Publicado : 17 Agosto, 2012 en Portada, Prensa

El lucro y el financiamiento en la educación fue el tema central del seminario, organizado por el Programa Social de la Fundación Chile 21, dirigido por Rafael Urriola, y a la que asistieron el diputado Rodrigo González; el académico de la Universidad de Chile, Manuel Antonio Garretón; la presidenta de la Federación de Estudiantes de la Universidad Central, Daniela López; y el rector de la Universidad Miguel de Cervantes, Gutemberg Martínez. La actividad fue moderada por el presidente honorario del centro de pensamiento, Carlos Ominami.

En la ocasión, el presidente de la comisión investigadora Lucro en la Educación, diputado Rodrigo González, dijo que la visibilización del tema era merito del movimiento estudiantil. Añadió que el lucro es el elemento principal del modelo. Sostuvo que quien paga el costo del lucro es la familia, y crecientemente, el financiamiento estatal. “El 42% gasto público en educación se asigna a educación privada”, dijo González. Agregó que Chile es un país que ha desarrollado procesos de mercantilización agudos y que ello va en contradicción a la mayoría de los países, en los que si bien se observa un avance de la educación privada, ésta se encuentra sometida a un sistema público que es predominante.

En tanto, el académico de la Universidad de Chile, Manuel Antonio Garretón dijo que “se trata de refundar el sistema educacional”, el que es una expresión de un modelo económico y social heredado de la dictadura, corregido pero no superado. “Históricamente se dirá que siempre hubo un sistema de provisión mixto”, lo que no es cierto enfatizó, ya que sostuvo que existió la hegemonía de lo público. “Se trata de tener un sistema de  educación hegemónicamente público con un espacio acotado, subsidiario de educación privada”. Resaltó Garretón que el grueso de la educación es con fines de lucro, de modo que “si la educación es de mala calidad, la única explicación posible es la estructura”. Añadió que “una educación guiada por principios de mercado y que tiene hegemónicamente fines de lucro, está orientada a los principios de mercado…luego, no está orientada a la calidad”, dijo.

Por su parte, la presidenta de la Federación de Estudiantes de la Universidad Central, Daniela López,  expresó que se debe entender cómo se viven las contradicciones del sistema educativo nacional. Dijo que en el sistema superior privado existe una gran presencia de estudiantes de los sectores vulnerables. “Si se reinvirtieran excedentes en el proyecto educativo no tendríamos que tener aranceles altos”, aclaró. En este contexto, fue enfática en afirmar que la “libertad de enseñanza no significa que se puedan hacer negocios con nosotros”.

Gutemberg Martínez, rector de la Universidad Miguel de Cervantes, sostuvo que el debate tiene demasiados conflictos de intereses.  En este sentido, destacó dos temas: la calidad y la equidad en la educación. “El tema del acceso tiene que estar presente en el debate; si uno ve cifras a la rápida, sólo el 20% de los estudiantes vulnerables ingresan a educación superior: 1 de cada 7 estudiantes de colegios municipales dan una buena PSU”, dijo. Agregó que una persona que proviene de una familia ABC1 tiene mayores facilidades para obtener un buen empleo. Pero si su origen es un colegio municipalizado,  el ingreso va a ser menor viniendo de la misma universidad. El nivel educativo tiene que formar competencias. Añadió que junto con el tema de la calidad tenemos que poner la equidad y formación como temas igualitarios.

El director del Programa Social de Chile 21, Rafael Urriola, finalizó las exposiciones, recalcando que en Chile el financiamiento privado de la educación alcanza a un 80%, cifra muy superior del 30% al que llegan -como promedio- los países de la OCDE, el cual Chile forma parte.